huichol

Muchas veces nos hemos encontrado con que ciertos sectores de la sociedad son rechazados por ser minorías o por ser diferentes. Este es el caso de los indígenas de todo México.

Cuando una persona proveniente de un pueblo indígena, que por su aspecto, lengua, forma de vestir o costumbres denota ser diferente ante una sociedad citadina, se acerca a la metrópoli para probar suerte vendiendo su trabajo, irremediablemente termina siendo rechazado y discriminado.

Es cierto que por ser pueblos que decidieron conservar sus costumbres y no adaptarse a la forma de vida de la mayoría han quedado rezagados de lo que podemos llamar progreso, pero para ellos su tipo de vida es justo lo que quieren, una vida cerca de su familia, de sus raíces, de su trabajo y de sus tierras.

Me molesta de una manera que no tienen idea, ver que el gobierno e incluso nosotros mismos, creemos que ellos son menos. Que por el hecho de no hablar igual que nosotros, o tener las mismas oportunidades que tenemos son, no diferentes, si no que valen menos. Qué idea tan equivocada.

Hoy me entero se realizó la primer marcha indígena en Guadalajara demandando permisos y derechos laborales.

¿Cómo es esto? Finalmente las personas que considerábamos "minorías" se han animado a reclamarle al gobierno el hecho de que no les permite vender sus mercancías en vía pública, y cuando los ven haciéndolo en vez de multarlos, como a cualquier vendedor ambulante, los discriminan creyendo que por más que se les explique no entenderán argumentación alguna.

Tache para el gobierno de Guadalajara, que enterada estoy desde hace 4 óo 5 años vienen haciendo esto, causando que los indígenas se marchen o se queden en la periferia de la ciudad. Solo basta que hagan conciencia de cuántas personas así ven en el centro de sus ciudades trabajando como cualquier otro ambulante que vende lentes chinos y chucherías.

Foto: edcarsi

Perla Cristal Gomez

Comunicadora, amante de las mascotas. Encargada de divulgación en una sociedad protectora de animales y ñoña profesional. Más artículos del autor »