Hace poco más de un mes, el 2 de mayo para ser exactos, se dio el "arranque del programa alerta Amber en México" y algunas notas lo publicaron. Esto fue algo que me pareció muy bueno, pues sabía de manera muy general de lo que se trataba: un programa de alerta de niños desaparecidos que acelera su búsqueda y pronta recuperación, creado en EE.UU. a raíz del secuestro y muerte de una niña con ese nombre. Me pareció importante darlo a conocer aunque me llamó la atención que no hiciera mucho ruido, por lo necesario que sería su difusión. Busqué información al respecto, me encontré con una página que al parecer es para el programa alerta Amber en México, www.alertaamber.mx, pero la información era muy poca, me dejaba con muchas dudas sobre su funcionamiento y pensé que aún estarían acabando de construirla. Lo dejé para después.

Lo malo es que parece ser que las autoridades también lo han dejado para después. El sábado pasado aparecieron los cuerpos de un niño y una niña, de cinco y cuatro años, que habían sido reportados como desaparecidos a mediados de mayo, cerca de Morelia en el estado de Michoacán. En una nota publicada por El Universal se comenta que el Procurador Estatal dice que sí se activó el protocolo de Alerta Amber en el caso de estos niños, pero de acuerdo a lo investigado por el periódico no fue así: las madres dicen que al poner la denuncia les dijeron que debían esperar 48 horas para iniciar las indagatorias; medios de comunicación y transportistas dicen que no recibieron ningún llamado del gobierno para cooperar en la ubicación de los niños; no se ha designado a ningún fiscal responsable de la alerta y, como les mencionaba al principio, no se ha dado a conocer ampliamente a la población el 01 800.

Hoy nuevamente volví a entrar a la página de alertaamber.mx para ver si ya habían colocado más información acerca del protocolo y sobre todo corroborar si esta página será la oficial del programa en México, pero sigue igual. No explican el funcionamiento del protocolo, más que por un video; en el apartado de quiénes somos no se menciona a los responsables de llevarlo acabo, o a los representantes en cada entidad para desarrollarlo; en la sección de boletines mencionan las capacitaciones que han recibido desde el año pasado, pero no hay ningún apartado de ¡ALERTAS! de menores desaparecidos; en eventos siguen mencionando el del pasado 2 de mayo en que se anunció su arranque a nivel nacional; en contacto se menciona sólo el teléfono y aunque hay una opción de chat, es para usuarios registrados, no para público en general. Eso si, en la presentación, en la página, en el video y en las notas se enfatiza que "México es el país No. 10 en el mundo en adoptar el Programa Alerta Amber, y el primero en Latinoamerica en implementarlo".

"Y en usarlo como adorno y no llevarlo a cabo eficientemente" agregaría yo, pero bueno. Guardaré mi molestia y contribuiré en lo que está en mis manos. A pesar de que las autoridades parece que no saben ni cómo lo van a realizar, sería bueno ir despejando algunas dudas entre nosotros y saber lo que sí está a nuestra disposición para usarlo y para presionar que lo realicen, así es que aquí va lo que les puedo aportar.

¿Qué es la Alerta Amber?

Es un "sistema de alerta temprana" creado en 1997 en EE.UU. mediante el cuál la policía notifica a las diferentes autoridades que intervienen en la protección y búsqueda de los menores, pero sobre todo (y creo que aquí radica su principal poder) a medios de comunicación (que a su vez darán el aviso), a los medios de transporte para que los empleados de éstos estén atentos si ven un niño con esas características y por los medios posibles (hoy a diferencia de 1997 contamos con redes sociales y un mayor uso de Internet) a la comunidad en general para que sepa de la desaparición de un niño y permanezca atento.

El plan recibe su nombre en memoria de Amber Hagerman, una niña de nueve años que al andar en su bicicleta en Dallas, Tx fue secuestrada. Un vecino la escuchó gritar, vio que un hombre la jaló de su bicicleta, la metió en su camioneta y huyó. Llamaron a la policía, buscaron al sospechoso, su vehículo, pero cuatro días después encontraron el cuerpo de Amber en un drenaje. Un ciudadano, señala la página de alerta Amber Indiana, "contactó una estación de radio de Dallas, Tx y le sugirió que deberían de tener boletines informativos acerca de niños secuestrados al igual que lo hacen para alertas severas del clima", se consideró que un plan así sería un servicio público que podría salvar la vida de un niño y al siguiente año se inició el Plan Amber de Dallas, desde donde se ha expandido, primero a otras ciudades y después a varios países.

Una de sus fortalezas radica en que al estar tantas personas en alerta el niño es localizado o posiblemente el secuestrador o posible agresor del niño desiste de sus actos y el niño puede regresar a su casa. Las autoridades harán las averiguaciones y llevarán los procesos como les compete, pero es la comunidad la que puede ser de gran ayuda para encontrar a un niño desaparecido, como lo señala Elena Sánchez, quien fue robada y recuperada en 1994, a través de un video.

... que todos podemos ayudar porque los niños que se roban están en el lugar menos inesperado ¿no? a lo mejor tu sientes que no puedes ayudar pero... todos somos unos pequeños detectives, entonces a lo mejor el niño que se robaron está al lado de tu casa, entonces que si ven algo raro que echen una llamada porque la sociedad es la que recupera a los niños.

Como lo ejemplifica este video de Alerta Amber en Niagara, Canadá (está en inglés pero es bastante claro):

¿Es eficaz Alerta Amber?

De acuerdo con información del departamento de Justicia de EE.UU. y la situación que se vive en ese país, el 74% de los niños secuestrados y que posteriormente aparecen asesinados murieron en un plazo de tres horas posteriores a la desaparición, por lo que es importante no perder tiempo para recuperarlos a salvo.

El sistema de alerta Amber establece algo simple: una red de comunicación en la que se informe a la comunidad de la desaparición de un niño y se mantengan atentos, de esta forma todos somos guardianes de los niños. Según la página alertaamber.mx el sistema ha demostrado una efectividad de 72% en la búsqueda y recuperación de menores de edad. Me hubiera gustado revisar los datos de Alerta Amber en EE.UU. pero resulta que la página no está funcionando el día de hoy (padecen de lo mismo los de aquí y los de allá)

Alerta Amber en México

En noviembre del año pasado se puso en marcha Alerta Amber en el Distrito Federal con los números telefónicos de emergencia 066 y 069, así como el 56 58 11 11 de Locatel y el 55 33 55 33 del Consejo Ciudadano de Seguridad (me parece muy desorganizado el no concentrarlo en un sólo número pero bueno). La Alerta Amber en esa ciudad es operada por el Centro de Apoyo a Personas Extraviadas y Ausentes (CAPEA) de la PGJDF. Aunque ya con anterioridad, al parecer, se aplica el protocolo en otros estados como Baja California, Coahuila, Morelos, Sonora, San Luis Potosí y Tamaulipas.

A partir de este mes de mayo se anunció la activación del sistema para todo el país funcionando a través del número 01 800 00 854 00 para reportar (hasta donde tengo entendido porque como les digo no aclaran mucho) a menores desaparecidos o datos y pistas sobre niños por los que se haya emitido una Alerta Amber.

De acuerdo a dicha página de Alerta Amber México, la alerta se activa cuando:

  1. La persona desaparecida es menor de 18 años de edad.
  2. De manera razonable, real y objetiva, debe existir la sospecha de que la persona menor de edad desaparecida está en inminente riesgo de daño grave o incluso, la muerte.
  3. Se debe contar con información suficiente sobre la víctima, y los hechos que derivaron en su desaparición.

En esta página no lo aclara, pero en sitios de EE.UU. señalan que adultos desaparecidos, niños que han escapado o niños que cambiaron de custodia no aplican para activar la Alerta Amber, algo que suena lógico, pero es necesario que Alerta Amber México establezca y haga público cómo se llevará a cabo el protocolo para que se aplique correctamente y también no caer en que se le de un uso incorrecto. Cada país lo puede llevar de diferente manera, incluso cada estado, lo importante es establecerlo de la manera más eficiente para cada uno.

En México se ha dado un crecimiento en el delito de la trata de personas y de las víctimas, los más vulnerables son los niños. Éste delito se considera el segundo ilícito más rentable en el país, por lo que es importante implementar medidas para evitarlo, por lo que Alerta Amber puede ser una opción para proteger a los niños de éste delito.

¿Qué falta para Alerta Amber en México?

En mi opinión y sin haber vivido una dolorosa experiencia como la que pasan los padres que les secuestran a sus hijos, sino sólo viendo la situación desde lejos puedo ver que aún falta mucho al sistema para que funcione correctamente. Entiendo que no se puede poner a todo el departamento de policia de una ciudad de lleno en la búsqueda de un menor cuando también hay otros delitos que atender y ellos tienen un proceso que seguir de acuerdo a lineamientos y procesos penales. Pero eso es lo importante de Alerta Amber que lo principal que se activa es la comunicación, la cooperación de medios de comunicación y empresas privadas y en especial de la comunidad. Por lo que sugiero varias cosas:

  • Difundir extensamente el número telefónico al cuál se puede reportar la desaparición de los niños y en qué consiste el programa Alerta Amber
  • Realizar campañas de concientización y que promuevan la cooperación entre la comunidad para estar atentos a las alertas así como a actitudes sospechosas en relación con los niños.
  • Mejorar su página proporcionando la información necesaria del sistema así como las alertas que se emitan. Puede ser que escuche la alerta en la radio, pero debo tener la opción de recurrir a la página para poder ver la imagen del niño o recordar los datos.
  • Incluir ligas en las páginas de gobierno relacionadas, sobre todo del DIF y de la PGR que fueron las instituciones que lo presentaron, a la página de Alerta Amber para que su acceso se pueda encontrar con mayor rapidez.
  • Establecer y publicar las personas encargadas a nivel nacional, estatal y local de desarrollar el programa así como los lugares (directorio, no sólo mención) a los que se puede acudir a establecer las alertas de manera personal.
  • Aprovechar el potencial del Internet, redes sociales, aplicaciones móviles y sistemas de mensajería para dar las alertas y recibir información. Existe un @AlertaAmberMX pero a la fecha su último mensaje fue el 28 de abril y sólo para retwitear notas de periódicos o comentarios sobre el programa, no sobre alertas reales. (Aquí se corrobora lo investigado por El Universal de que no se alertó sobre los niños desaparecidos en Michoacán)
  • Establecer protocolos en las instituciones gubernamentales para el rápido y efectivo funcionamiento del programa.
  • Establecer los protocolos para que las empresas y medios de comunicación que pueden cooperar lo hagan de forma eficiente y firmar convenios de comunicación con éstos.

Yo quisiera pensar que los protocolos se deben estar estableciendo, pero como no se menciona ni en las notas ni en la página quién está a cargo de este programa, no puedo recurrir a preguntarle cuáles son, ni cuándo se implementarán, ni qué avances se tienen. ¿O se va a dejar este programa así nada más en el limbo? ¿Con el título de que somos el primer país de Latinoamérica que dice llevarlo pero en la realidad no lo aplica?

 

Ileana Fernández

Publicista de profesión; curiosa, observadora y analista por costumbre. Más artículos del autor »