El día de ayer el poder ejecutivo entregó su primer informe de gobierno ante el Senado de la República, manifestantes de diversos movimientos como #Yosoy132, Ocuppy México, la CNTE y muchas otras organizaciones sociales, salieron a marchar, en protesta contra el gobierno de Peña Nieto y el inicio de sesiones ordinarias del Congreso de la Unión, pero durante estas movilizaciones se dieron varios enfrentamientos entre manifestantes y granaderos, algunas de ellas provocaron detenciones arbitrarias.

En redes sociales es donde se han denunciado estas detenciones, pues como ya hemos dicho, el gobierno minimiza estas acciones con su manipulación mediática.

La primera denuncia que tenemos es la detención de Ana Berenice de la Cruz de 23 años y estudiante de la Universidad del Claustro de Sor Juana, donde por medio de un vídeo se narra como los granaderos acorralaron a un grupo de estudiantes que se dirigían a la marcha. Según el vídeo los catearon por "lucir sospechosos" pues tenían la comanda de detener a todos los encapuchados y vestidos de negro.

También sabemos el caso de Gustavo Ruiz Lizárraga, un fotógrafo de la agencia SubVersiones quien, como podemos apreciar en el vídeo, sólo estaba haciendo su trabajo periodístico:

También se han publicado algunos vídeos de cómo es que se filtran provocadores a las manifestaciones, por lo que los maestros de la Coordinadora reiteraban a los manifestantes no caer en provocaciones violentas y a denunciar a cualquier persona sospechosa. Además, pidieron a los jóvenes quitarse las capuchas para no ser detenidos.

Hasta el momento se conoce de 16 personas detenidas que se encuentran en separos de varias delegaciones esperando a que se les enjuicie o se les deje en libertad.

Mientras tanto, el gobierno infunda miedo a los manifestantes, quienes con el afán de ejercer su derecho a la libre expresión son reprendidos.

Jessica Uribe

Creadora de contenido. Coordinadora editorial de Vivir México y Nomadistas. Chocolatómana y adicta a los tenis. Más artículos del autor »