Emilio González Márquez impugna contra el aborto por violación

aborto-seguro

Hace ya un tiempo les expresé mi desacuerdo ante la Ley que el Estado de Jalisco aprobó para proteger la vida desde su concepción.

Yo sé que hay muchas personas que están en contra del aborto, de igual manera habemos muchas otras que estamos a favor de el como un derecho de la mujer, el de decisión.

Este derecho, debe de ir acompañado de una gran responsabilidad, pues para ejercerlo se debe tener conciencia plena de lo que es la educación sexual y lo que significa una vida sexual activa, es decir, no tomo el tema del aborto como un método anticonceptivo o una respuesta sencilla a un estado o condición que no se desea.

La Ley de protección a la vida fue aprobada con un amplio frente de personas en contra de ella pero esto no importó, valió más la opinión del Gobernador del estado de Jalisco, Emilio González Márquez.

Esta vez leo con mucha tristeza e indignación que el Gobernador de Jalisco no conforme con aprobar su ley, ahora impugnó ante la Suprema Corte de Justicia la nueva Norma Oficial Mexicana (NOM) con la que se obliga a los hospitales públicos a atender los abortos de mujeres que han sido víctimas de violación.

Si se aprueba esta impugnación, Jalisco quedará exento de practicar abortos por violación en los hospitales públicos. Es decir que aún siendo maltratadas sexualmente, las mujeres de escasos recursos (que son las que generalmente sufren más violencia y tienen menos acceso a servicios de salud privados) no podrán acceder a atención médica para decidir si quieren o no continuar con el embrazo.

En verdad me duele ver que el Estado en el que vivo promueve este tipo de leyes. No me quiero imaginar que será de las niñas que sufren violencia sexual y quedan embarazadas, tampoco quiero imaginar qué sucederá si esta impugnación tiene éxito.

Foto: antitezo