Profesionistas sufren de «aburrimiento extremo»

Si nos preguntábamos porqué México ocupa uno de los peores lugares en cuanto a productividad, esta podría ser una de las respuestas. Según el Grupo Multisistemas de Seguridad Industrial (GMSI), alrededor de un 10 por ciento de los profesionistas de nuestro país padece "aburrimiento extremo" o también conocido como "boreout".

Que manera tan elegante de llamarle a la flojera. Bueno, en realidad no es precisamente flojera, sino falta de motivación. Según el estudio hecho por GMSI, se pueden llegar a perder hasta dos horas de trabajo diarias. En términos generales, un 25 por ciento del tiempo. ¿Y cuál es la razón de este desinterés? Según GMSI, esto se puede deber a que el trabajador está sobrecalificado:

Simular que uno trabaja cuando no se tiene nada que hacer genera más estrés que la sobrecarga laboral y puede ocasionar depresiones graves.

¿Y saben qué? Es contagioso. Los compañeros de trabajo de una persona con "aburrimiento extremo" pueden inconscientemente sumarse a las manifestaciones de aburrimiento. Este problema lo sufren en un 75 por ciento hombres y un 25 por ciento mujeres y son afectadas en su mayoría personas de 18 a 25 años.

Este problema, contrario a lo que muchos pensaríamos, podría venir de parte de la empresa y no del trabajador. Como mencionábamos, el contratar a una persona sobrecalificada puede generar este "estrés" en el empleado. También puede deberse a la falta de supervisión, ya que como menciona el GMSI, "cuando alguien no puede realizar su trabajo en el tiempo estipulado es un indicador de que algo anda mal".

Y a ustedes, ¿Cómo les va con el aburrimiento extremo en sus empleos?

Foto: Piensa marketing