¿Qué descargan de internet los mexicanos?

En días pasados la Coalición por el Acceso Legal a la Cultura dio a conocer el Reporte de Descargas Digitales 2011, resultado de una encuesta realizada a finales del año pasado con el fin de conocer el comportamiento de los internautas mexicanos y el tipo de descargas que se hacen de internet. Este reporte ha arrojado algunos datos interesantes:

  • Las principales descargas que el internauta mexicano hace son de música (62%), imágenes (30%), videos musicales (25%), películas (9%), libros digitales (9%) y series de televisión (5%).
  • Se estima que en 2011 se descargaron más de 6 mil millones de canciones y 710 millones de video musicales, siendo los únicos que aumentaron en 5% y 10%, respectivamente de 2010 a 2011.
  • Las descargas de películas y series de TV no presentaron aumento, quedándose en 96 y 28 millones de descargas respectivamente. Esto se debe al creciente consumo de estos productos mediante streams, en lugar de descargas.
  • Se estima que 4.2 millones de personas han descargado 745 millones de canciones y 300 mil personas alrededor de 3 millones de películas sin pagar por ellos.
  • El 56% de las descargas de contenidos protegidos por derecho de autor se da en la población con ingresos mayores a 35 mil pesos, 26% en personas con ingresos entre 11 mil y 35 mil pesos. Esto significa que sólo el 18% de las descargas las hacen personas con ingresos menores a 11 mil pesos.
  • Los artistas más descargados fueron: Shakira, La Arrolladora Banda El Limón, Camila, Alejandro Fernández y Alejandra Guzmán.
  • Las películas más descargadas fueron: Rápidos y Furiosos, Los Pitufos, Transformers 3, Harry Potter 7.2 y Thor.
  • Las series de televisión más descargadas fueron: Dr. House, Criminal Minds, Bones, The Big Bang Theory y Desperate Housewives.

Resulta interesante cómo es que la clase media y alta son los que hacen más descargas de productos protegidos por derecho de autor, cuando la intuición nos dicen que deben ser los que menos recursos tienen los que hagan uso de esta prácticas. Pero si vamos a la pregunta de las principales razones para descargar contenidos de esta manera, encontramos que una de las principales razones es "porque me gusta" y "porque es para uso personal", más allá de "porque no me cuesta". Podemos intuir de esto que la mayoría de los mexicanos no considera este tipo de descargas como malas porque no está lucrando con ellas, básicamente porque no le está haciendo daño a nadie.

Sin embargo, si vamos a la estimación de los ingresos no generados por la industria debido a estas descargas, vemos que estos rondan los 6 mil millones de pesos para canciones, 1.500 millones de pesos para los videos musicales, 1.200 millones de pesos para las películas y 121 millones de pesos para las series de televisión. El gran total de pérdidas estimadas por todas estas descargas es de 16 mil millones de pesos en 2011, que es más o menos el presupuesto que el IFE ejercerá en este año electoral.

Sin duda la piratería es un problema que sí genera pérdidas económicas, y la gran pregunta es cómo atacarla. Hemos visto numerosos intentos como ACTA, el intento por establecer un canon digital, o propuestas como la Ley Doring; propuestas que muchas veces se hacen con miedo, intentando proteger a una industria que debe cambiar y enfocarse en crear un nuevo modelo de negocio que se adecue a los nuevos tiempos. Lo ideal sería que se hiciera comprendiendo lo que hay detrás del problema, comprendiendo a los usuarios, no tratando de imponer sino de construir un nuevo mercado, ¿no creen?